jueves, 16 de febrero de 2017

Los suburbios de París se rebelan contra el racismo y la violencia policial


Las protestas ocurridas en París y en la norteña Rouen estuvieron motivadas por el violento arresto, el 2 de febrero pasado, de Théo, un joven de 22 años que fue violado con una porra extensible por un grupo de policías y por la muerte, en julio pasado, durante su detención, de Adama Traoré, que intentó escapar del control de los agentes. Los dos afectados eran negros y vivían en los suburbios de París.
La manifestación en París, convocada espontáneamente y sin permiso de las autoridades en la zona de Barbés (en el norte de la ciudad), reunió a unos 400 activistas, según el gobierno, y desembocó en enfrentamientos entre la policía y los manifestantes.
Se registraron daños materiales en el área de la protesta, que fue cerrada al tránsito, informó la agencia de noticias EFE. No se informó si hubo detenciones o si se registró algún herido.
En Rouen, los medios franceses informaron que se produjeron 21 detenciones y dos heridos leves por los choques entre policía y manifestantes.
Desde que se divulgó el caso de Théo, varios barrios de la periferia de París han registrado incidentes a raíz de manifestaciones de apoyo al joven que han resultado en centenares de detenciones.
Según algunas opiniones, los tumultos, que suceden a menos de diez semanas de las elecciones presidenciales, pueden acabar como la revuelta de 2005, caracterizada por el incendio de coches y violentos enfrentamientos entre cientos de jóvenes y la policía francesa.
Telam

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada