viernes, 3 de marzo de 2017

Italia indulta a una espía de la CIA acusada de secuestro


Una espía de la CIA, Sabrina de Sousa, que ha estado a punto de convertirse en la primera espía en ser encarcelada por un secuestro, ha sido indultada por el presidente de Italia.
Son las cosas de la “justicia” y la “igualdad” ante la ley. Sabrina de Sousa fue declarada culpable en rebeldía en 2009 por tomar parte en secuestro del imán egipcio Abú Omar. Esta semana llegó a Italia desde Portugal para cumplir una condena de cuatro años de cárcel.
Pero el presidente italiano, Sergio Mattarella, la ha indultado, reduciendo su pena de cuatro años de detención a tan solo uno para que pueda irse de rositas sin pasar por la cárcel.
Durante el proceso De Sousa mantuvo que tenía “inmunidad diplomática”, es decir, patente de corso para secuestrar y delinquir y en un acto de servilismo el presidente italiano señala que Estados Unidos se ha arrepentido de sus crímenes y ha interrumpido los secuestros típicos de la “guerra terrorista” que emprendió Bush, que concedió carta blanca a la CIA para detener, torturar y secuestrar en cualquier parte del mundo.
El indulto es consecuencia de la próxima visita de Trump a Italia, prevista para mayo, cuando asistirá a la reunión del G7 en Sicilia.
De Sousa ha estado bajo arresto domiciliario en Portugal desde 2015, después de tomar la decisión de abandonar Estados Unidos y viajar a Portugal a visitar a su familia, a pesar de que había una orden de arresto europea en su contra. Se le prohibió salir del país y se le confiscó el pasaporte.
La espía era una entre la docena de condenados en rebeldía en 2009 por participar en el secuestro del imán. Tras más de un año de disputas legales sobre su caso, De Sousa fue detenida en Portugal para ser trasladada a Italia.
En diferentes entrevistas concedidas a The Guardian desde 2015, De Sousa ha asegurado que el gobierno de Estados Unidos fracasó a la hora de utilizar adecuadamente los canales extraoficiales en Italia para lograr su indulto, aun cuando la administración de Obama presionó con éxito por el indulto de otros espías de la CIA que fueron condenados en el caso Omar.
El caso contra De Sousa y más de una docena de agentes de la CIA lo inició un fiscal italiano que reconstruyó la participación de Estados Unidos en el secuestro de Omar. El caso nunca ha sido respaldado de manera formal por el gobierno italiano que, como buen pelele, nunca ha solicitado la extradición de De Sousa desde Estados Unidos ni de ningún otro espía estadounidense.
En una entrevista en McClatchy en 2013, De Sousa alegó que el antiguo jefe de la CIA en Roma, Jeffrey Castelli, había exagerado la amenaza que suponía Omar para conseguir la aprobación del secuestro en Washington, que había sido aprobado por el entonces director de la CIA, George Tenet.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada