domingo, 29 de septiembre de 2013

Explotación y muertes de trabajadores en las obras del Mundial de Qatar 2022

Un reportaje del diario británico ‘The Guardian’ denuncia las inhumanas condiciones de los obreros, principalmente inmigrantes nepaleses, que trabajan en la obras de infraestructura del Mundial de Fútbol de Qatar 2022.
Decenas de obreros nepaleses han muerto en Qatar en las últimas semanas y miles son víctimas de abusos en el trabajo, según publicó en un reportaje el rotativo inglés, que plantea las dudas sobre la forma en que ese país se prepara para el Mundial de 2022 y denuncia que ya varios trabajadores han fallecido.
En una investigación sobre la situación laboral en Qatar, titulada “Los esclavos de la Copa del Mundo de Qatar”, el medio dice que cada día un trabajador nepalés pierde la vida, en su mayoría jóvenes que sufrieron paros cardíacos debido a las largas jornadas y a las altas temperaturas.
Según los datos, los nepaleses, que forman el mayor grupo de trabajadores en Qatar, enfrentan situaciones de explotación y abusos similares a lo que hoy se considera esclavitud, según la definición de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).
De acuerdo con unos documentos obtenidos por ‘The Guardian’ de la embajada nepalesa en Doha, al menos 44 trabajadores murieron entre el 4 de junio y el 8 de agosto de este año. La mitad sufrió ataques cardíacos o accidentes en el lugar de trabajo.
Entre otras cosas, hay denuncias de que algunos nepaleses afirmaron no haber recibido su sueldo correspondiente a varios meses, a otros se les confiscó el pasaporte y se les denegó agua en medio del intenso calor del verano, mientras que unos 30 buscaron refugio en su embajada en Doha para escapar de las condiciones brutales en que estaban trabajando.
“Nos gustaría marcharnos, pero la compañía no nos deja”, dijo un nepalés empleado en Lusail City, una ciudad que se construye y que incluirá un estadio para 90.000 personas que albergará la final del Mundial de Fútbol.
El organismo encargado de organizar el evento deportivo, el llamado Comité Supremo 2022, informó a ‘The Guardian’ que aún no han empezado los proyectos directamente relacionados con el mundial.
No obstante, el organismo admitió estar “profundamente preocupado” por estas denuncias contra ciertas empresas constructoras que trabajan en Lusail City.
“Se nos ha informado de que las autoridades gubernamentales relevantes están llevando a cabo una investigación sobre las denuncias”, agrega en una nota el citado comité.
Según el diario, los hombres que trabajan en la industria de la construcción en Qatar viven en terribles condiciones, pues hasta 12 personas comparten una habitación en hostales muy precarios.
“Trabajamos con el estómago vacío durante 24 horas; 12 horas trabajando y 12 sin comida toda la noche. Cuando me quejé, mi jefe me agredió, me echó del lugar donde vivía y se negó a pagarme. Tuve que mendigar por comida”, dijo Ram Kumar Mahara, de 27 años.
Muchos trabajadores tienen deudas en Nepal, debido a que deben pagarle al agente que les encontró el trabajo.
El alcance de esta explotación ha llevado al embajador nepalés en Qatar, Jumari Sharma, a calificar al emirato como “cárcel abierta”.
La Tercera

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada